Cómo tratar la inflamación de las amígdalas

Share

Las amígdalas inflamadas pueden ser causadas por una infección viral o bacteriana, alergias o reflujo ácido. La inflamación de las amígdalas puede causar dolor severo y dificultad para tragar. Es posible que se presenten manchas blancas o rojas y vasos sanguíneos prominentes en las amígdalas. Si no recibes tratamiento para tu enfermedad a tiempo, esto puede dar lugar a complicaciones como la asfixia, dificultad para respirar o dolor severo. Hay pasos que puedes tomar para tratar las amígdalas inflamadas.

Cosas que necesitas
  1.    Examen físico
  2.    Antibióticos
  3.    Anti-inflamatorio
  4.    Té y miel
  5.    Hielo

Consulta a tu médico. Necesitarás un examen físico para determinar por qué las amígdalas están inflamadas. Tu médico va a entender tu plan de tratamiento basado en los resultados del examen. Tu médico puede tomar una muestra de la garganta para descartar una infección por estreptococos o puede referirlo a un especialista en alergias. Un alergista puede realizar pruebas de sensibilidad para determinar si eres alérgico a ciertas sustancias.

Toma antibióticos. Si la causa de las amígdalas inflamadas es una infección bacteriana, Tu médico te recetará antibióticos. Es importante que completes todas tus recetas de antibióticos, si no, tu infección puede no desaparecer por completo.

Toma un contador de medicación antiinflamatoria para tratar las amígdalas inflamadas. Estos medicamentos no sólo reduce la inflamación, que te ayudará a aliviar el dolor de las amígdalas o la garganta. Pregúntale a tu médico si los medicamentos antiinflamatorios son apropiados para tu condición.

Agrega la miel y beber té caliente. Esto ayudará a aliviar las amígdalas inflamadas.
Chupa pedacitos de hielo. Las láminas de hielo ayudarán a tus amígdalas inflamadas por la constricción de los vasos sanguíneos y por lo tanto reducen la hinchazón. El hielo también va a calmar la garganta y minimiza el dolor.

Consejos y advertencias
Chupa pastillas para la garganta que contengan benzocaína para reducir la irritación y el dolor. Las tabletas de benzocaína ligeramente adormecen la garganta para aliviar el dolor.
Si tus amígdalas se hinchan tanto que casi se tocan, busque atención médica inmediata. Las amígdalas muy hinchadas pueden bloquear las vías respiratorias y requiere tratamiento de emergencia para reducir la inflamación rápidamente.
Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.